Estacionalidad – Definición, últimas noticias y por qué es importante la estacionalidad?

Qué se entiende por estacionalidad?

La estacionalidad es la naturaleza de una serie temporal en la que los datos experimentan cambios frecuentes y predecibles que se repiten cada año natural. Se dice que es estacional toda fluctuación o patrón diario que se repita o replique considerando un año completo.

La estacionalidad se refiere a los cambios predecibles en los negocios o la economía basados en las estaciones, incluidas las estaciones del calendario o comerciales, que se producen a lo largo de un año. La estacionalidad ayuda a analizar las acciones y las tendencias económicas.

Además, las empresas pueden utilizar la estacionalidad para ayudarles a determinar las decisiones comerciales individuales, como el almacenamiento y la dotación de personal. Un ejemplo de medida de estacionalidad es un caso de minoristas. El gasto suele ser mayor durante el cuarto trimestre del año natural en todo el mundo. En la India, la temporada festiva supone un aumento del gasto.

Entender la estacionalidad

La estacionalidad se refiere a las variaciones estacionales que se producen con regularidad en determinadas áreas de negocio y periodos basados en una estación concreta. Una temporada puede aplicarse a una estación del calendario, como el verano o el invierno, o a una estación comercial, como la temporada de vacaciones.

Las empresas que reconocen la estacionalidad de sus negocios pueden prever y programar inventarios, contrataciones y otras decisiones. Se realiza para alinearse con la estacionalidad prevista de las actividades relacionadas, minimizando así los costes y aumentando los ingresos.

Al evaluar las acciones desde un punto de vista fundamental, es esencial tener en cuenta los efectos de la estacionalidad, ya que puede tener un impacto significativo en las ganancias y los activos de un inversor. Un negocio que experimenta mayores ventas en ciertas temporadas puede parecer que obtiene ganancias sustanciales en las temporadas altas y pérdidas significativas en las temporadas bajas.

Si no se tiene en cuenta esto, un inversor puede optar por comprar o vender valores en función de la operación que realice. A su vez, el cambio estacional que se produce posteriormente como parte del ciclo comercial estacional de la empresa no se considera.

Ejemplos de estacionalidad

Hay muchos casos diferentes en los que se puede observar la estacionalidad en relación con la transición natural a lo largo del año. Cuando se vive en un clima con inviernos fríos y veranos cálidos, por ejemplo, es probable que los gastos de calefacción suban en invierno y bajen en verano. Se prevé que la estacionalidad de sus costes de calefacción se repita de forma previsible en torno al mismo periodo cada año.

Otro ejemplo de estacionalidad, popular en la India, son las ventas de la temporada festiva. Durante Diwali o Dusshera, hay ofertas y una mayor tendencia de los consumidores a comprar productos electrónicos, eléctricos y prendas de vestir. Además, durante Akshaya Tritiya, la gente compra oro.

Deja un comentario